domingo, 2 de enero de 2011

Los parámetros básicos de una fotografía

El otro día hablábamos de la composición de una fotografia.  Hoy hablaremos de los parámetros necesarios para poder conseguir una fotografia bien expuesta; el diafragma, la velocidad y el ISO.

La perfecta combinación de los tres parámetros nos darán como resultado una exposición correcta (el fotómetro de nuestra cámara en el 0.




El fotómetro:

Todas las réflex y la mayoria de compactas de alta gama tienen en su visor una especie de regla, con la combinación numérica
 [ -2  -1  0  +1  +2

donde el 0 es el punto que nos marcará que la combinación que hemos programado es la correcta.  Más adelante veremos para qué sirven los otros números, tanto los positivos como los negativos.


El diafragma:

Son una serie de palas situadas en el interior del objetivo de forma circular.  De su apertura dependerá la cantidad de luz que entre hacia el sensor.  A número más alto, menos cantidad de luz.  Se mide con una serie de pasos y se denomina f. Sus pasos se cuentan con esta secuencia de números, aunque en las cámaras podemos ver otros intermedios, los llamados medios pasos o tercios de paso.

1 – 1.4 – 2 – 2.8 – 4 – 5.6 - 8 – 11 – 16 – 22 – 32 – 45 – 90


foto extraida de http://fotogeek.com.ar/

Con éste parámetro decidiremos en gran parte qué zona queremos que esté enfocada y cuál no, dependiendo de si es un retrato, un paisaje...


La velocidad:

Otro parámetro que se programará desde el dial de la cámara.  Éste determinará a qué velocidad se abrirá y cerrará el obturador de la cámara.  A mayor número, mayor velocidad y, por lo tanto, menos entrada de luz.

... 2", 1", 1/2, 1/4, 1/8, 1/15, 1/30, 1/60, 1/125, 1/250, 1/500, 1/1000 ...

A cada número también se le denomina paso, igual que en el caso del diafragma.  Cada paso es una fracción de tiempo, desde fracciones de segundo hasta el modo Bulb, que se utiliza para largas exposiciones.  Cada paso o número indica que entra el doble de luz que el paso anterior.

Con la velocidad decidiremos si congelamos o no el movimiento, aunque también nos ayudará a conseguir más o menos profundidad de campo.


El ISO:

Se refiere a la sensibilidad del sensor de nuestra cámara.  A mayor número de ISO, más recepción de luz en el sensor.

Normalmente las cámaras parten de un ISO 100 hasta 1.600, aunque cada vez más cámaras parten de un ISO 50 hasta números muy elevados.

Éste es el último parámetro a tocar, ya que una subida de ISO nos va a suponer que aparezca "ruido" en las fotos; lo que en la era analógica sería el grano de la película.  Afortunadamente, las cámaras controlas mejor este efecto; además, disponemos de mucho software que elimina bastante bien este ruido


                                                                             ISO 1600                                       ISO 800

Se puede apreciar el ruido, sobre todo en las zonas oscuras y sin detalle.  Con un reductor de ruido, como el que incorpora Lightroom, por ejemplo, podemos dejar una imagen bastante limpia.